lunes, 30 de julio de 2012

HORMESIS MUSCULAR


La pérdida muscular o “sarcopenia” es un proceso fisiológico históricamente asociado a la población mayor, sin embargo, la pérdida de masa muscular empieza a hacerse notable a partir de los 40 años. Una mala alimentación especialmente en deportistas con una dieta y un timing inadecuados pueden forzar la pérdida de masa muscular a edades más tempranas.

El balance proteico-muscular es el equilibrio inestable que intentamos conseguir y que es relativamente sencillo de equilibrar hasta los 20 años. A partir de entonces, los estilos de vida sedentarios y una dieta inadecuada, rica en grasas saturadas, pueden desequilibrar facilmente ese balance.

Durante el ejercicio, la masa muscular activa durante la actividad se daña, sin embargo si el ejercicio se realiza a la intensidad adecuada y se lleva a cabo una buena recuperación, el músculo se hace más fuerte. Este es el concepto de hormesis; “daño” a pequeñas dosis nos hace más fuertes.

Adecuar individualmente la carga de entrenamiento y establecer un protocolo alimentario de recuperación con los alimentos apropiados en el momento adecuado, te ayudará a recuperarte antes y a volver a tus músculos fisiológicamente más eficaces.

Raúl Urdaniz
Nº Col. NA00253

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada